Raúl Rodríguez Cortés
Image

Es licenciado en Comunicación por la UNAM, dirigió el Centro de Producción y Programas Especiales de la Presidencia de la República (CEPROPIE). Es columnista de El Gráfico de EL UNIVERSAL desde el 27 de marzo de 2006 y articulista de la revista Siempre. Actualmente es el coordinador de información de El Noticiero con Joaquín López Dóriga de TELEVISA y conductor de los cuatro espacios noticiosos matutinos de los domingos en Foro TV (canal 115 de Cable y Sky). Ha sido ganador, en dos ocasiones, del Premio Nacional de Periodismo.

Muestra

[Gran Angular]

Jueves, 7 de noviembre de 2019 21:41 Raúl Rodríguez Cortés

Los estertores de Trump y su guerra en México

(MATERIAL EXCLUSIVO PARA MEDIOS IMPRESOS. QUEDA PROHIBIDA SU PUBLICACIÓN EN INTERNET)

La inseguridad y la violencia en la que sobrevivimos son críticas e inocultables. Hechos recientes y en curso así lo evidencian. El cártel Jalisco Nueva Generación emboscó y asesinó a seis policías en Aguilillas, Michoacán; el de Sinaloa impidió a tiros y con amenazas que se concretara la detención de un hijo de "El Chapo" Guzmán y, al hacerlo, con la toma de calles y rehenes, ridiculizó al gobierno y al Ejército; otro grupo del narco masacró a seis niños y tres mujeres de la familia mormona LeBarón en una zona limítrofe entre Sonora y Chihuahua; y en la fronteriza Ciudad Juárez, un pretendido traslado de reos dejó un saldo de diez muertos, seis heridos y 15 vehículos quemados. Todo en un lapso de veinticinco días.
Es obvio que la estrategia de seguridad de AMLO no muestra resultados. Quizás porque es muy pronto para verlos o quizás porque es la equivocada. Ese es otro debate. Lo que ahora llama la atención es que los hechos referidos, todos de gran impacto mediático, sucedieron en menos de un mes y, todos, de una u otra manera, tocaron fibras estadounidenses. Porque lo de Aguililla y Juárez reforzó el mensaje hacia el estadounidense promedio de que organizaciones criminales controlan su frontera su...