Alfonso Zárate
Image

Director general de Grupo Consultor Interdisciplinario, S.C., es licenciado en derecho por la Facultad de Derecho de la UNAM y maestro en Sociología Política por The London School of Economics and Political Science. En el sector público fue director general de Análisis Político en la Presidencia de la República, asesor del secretario de Relaciones Exteriores, asesor del subsecretario de Gobernación y en el ámbito académico fue director de Estudios Políticos del CIDE y profesor en la UNAM.

Muestra

Tragedia en Puebla

Miércoles, 2 de enero de 2019 18:53 Alfonso Zárate

(MATERIAL EXCLUSIVO PARA MEDIOS IMPRESOS. QUEDA PROHIBIDA SU PUBLICACIÓN EN INTERNET)

No creo en aquello de que en política no hay casualidades solo causalidades, porque es solo una buena frase, desde luego que existe la fatalidad. En mi opinión, en la caída del helicóptero en Coronango, Puebla, que llevó a la muerte a todos sus pasajeros y tripulantes, el azar —una falla mecánica, el colapso repentino del piloto, qué sé yo—, le hizo una jugarreta a la política.
En años recientes, las muertes de altos funcionarios en accidentes de aviación han sacudido y enturbiado la escena política: el gobernador de Colima, Gustavo Vázquez Montes, murió cuando apenas iniciaba su sexenio, en febrero de 2005; Ramón Martín Huerta, uno de los mejores hombres de Vicente Fox, falleció en septiembre de ese mismo año; Juan Camilo Moruiño, secretario de Gobernación y amigo entrañable del presidente Felipe Calderón, perdió la vida en noviembre de 2008; Francisco Blake, otro malogrado secretario de Gobernación, murió en noviembre de 2011. Sus muertes —en todos los casos se trató de accidentes— subrayan la absoluta fragilidad de los hombres del poder ante el destino.
Nieto del general Rafael Moreno Valle —médico con fama de duro, cercano a Gustavo Díaz Ordaz—, Rafael Moreno Valle Rosas ascendió en la política de manera vertiginosa. Político astuto, ...